jueves, 18 de junio de 2015

3 razones para visitar Querétaro.

Vista nocturna de los Acueductos en Querétaro.
©let's travel
Querétaro es uno de los estados con más historia de México, cuna de la independencia y hogar de importantes sitios históricos de gran relevancia para el país. Fundado como tal el 23 de Diciembre de 1823, Querétaro se distingue por su industria aeronáutica y de autopartes, así como por poseer varios lugares que han sido declarados patrimonios culturales de la humanidad por la UNESCO, al igual que tesoros naturales que lo convierten en un estado que vale mucho la pena visitar.

En este artículo hablaremos de tres atractivos turísticos de Querétaro que me interesa comentar, y estos son la Ruta de la Sierra Gorda, la Basílica de Soriano  y la Fiesta de la Santa Cruz.

Ruta de la Sierra Gorda

Cañón del Paraíso
©Queretaro-travel

Esta ruta se distingue por ofrecer hermosos paisajes que comprenden ríos y cascadas, cuevas y acantilados que demuestran la gran variedad de ecosistemas que conforman la Sierra Madre Oriental, le han valido a esta maravilla natural ser declarada como Reserva de la Biósfera. Entre algunos de los puntos de interés están la Cascada el Chuveje, la Cueva del Diablo, el Cañón del Paraíso y el Sótano del Barro.

Otro punto de interés además de los paisajes naturales son las cinco misiones Franciscanas que es posible visitar al realizar este paseo. Estos magníficos templos comenzaron su construcción en 1750 a cargo del evangelizador Junípero Serra; cabe mencionar que estos edificios de estilo barroco fueron declarados patrimonio cultural de la humanidad en el 2003.

Las misiones son:

La misión de Santiago de Jalpan fue la primera que empezó a construirse en el año de 1751 y está dedicada al apóstol Santiago, y cuenta con efigies de Nuestra Señora del Pilar y de la Virgen de Guadalupe como características principales de su portal, así como elementos tales como ángeles y águilas que representan la unión de las dos culturas.

La misión de Santa María de la Purísima Concepción de Agua de Landa fue construida de 1760 a 1768, y está dedicada a Nuestra Señora de la Sagrada Concepción. Su característica principal son las esculturas que adornan su fachada, las cuales cuentan con rasgos indígenas y son consideradas las más exquisitas de entre las cinco.

Misión de Santiago de Jalpan
©Tobias Contreras

La misión de Nuestra Señora de la Luz de Tancoyol fue edificada entre 1761 y 1767, se distingue, además de su construcción, por la serie de esculturas que posee las que destacan aquellas dedicadas a San Pedro y San Pablo, Santa Ana y Joaquín así como relieves e imágenes de alto valor artístico.
La misión de San Miguél Concá es la más pequeña de las cinco y fue finalizada aproximadamente en 1754 y está dedicada al Arcángel San Miguel. Su fachada cuenta con relieves y esculturas alusivas a la cultura indígena tales como flores y follaje. Es de mencionar la impresionante figura del arcángel en lo alto de su fachada.

La misión de San Francisco de Asís del Valle de Tilaco fue construida entre 1754 y 1762 y está dedicada al santo del mismo nombre. Al igual que las otras misiones también cuenta en su fachada con esculturas de rasgos indígenas así como una efigie representando a Francisco de Asís en la parte más alta. Se le considera la mejor conservada de las cinco misiones Franciscanas.

Basílica de Soriano

Basílica de Soriano
©portal-querétaro

Otro punto de interés para aquellos que les interese el turismo religioso encontrarán que la Basílica de Soriano, ubicada en el municipio de Colón (por cierto el único municipio dedicado a Cristóbal Colón en el país), como un lugar digno de ser visitado.

Construida entre 1880 y 1912, es el punto de adoración de la Virgen de los Dolores, representada en una pequeña escultura de madera que es custodiada en esta basílica y adorada en la misma desde hace más de trescientos años. Es una figura de culto muy venerada en la región, recibiendo anualmente alrededor de 2 millones de visitantes.

La iglesia se distingue por su domo y sus dos torres lo que le proporciona elementos estéticos que la distinguen de las misiones ya mencionadas, además de mostrar un estilo arquitectónico más moderno que las anteriores, además de contar con un pequeño museo en el que se exhiben ofrendas elaboradas por los fieles que a lo largo de los años han pedido algún favor a la virgen.

Fiesta de la Santa Cruz

Conchero durante danza tradicional
©Leticia Bravo

Esta celebración, también conocida como la Fiesta de los Concheros, se ha realizado ininterrumpidamente desde 1531 durante los días 12 al 15 de Septiembre y representa una importante fusión entre las culturas prehispánicas, en este caso la Chichimeca, y españolas.

El día 12, el primero del festejo, se realiza la velación, durante la cual los participantes llevan ofrendas y realizan una serie de danzas para celebrar el descubrimiento de la Santa Cruz; el día 13 se continúan con los bailables, los cuales se realizan durante una peregrinación que termina en el templo de la Santa Cruz ubicado en la punta del Cerro de Sangremal; el día 14 se dedica nuevamente a las alabanzas y bailables, particularmente en el templo de la Santa Cruz, finalmente, el 15 de Septiembre, se lleva a cabo la última danza masiva en la que se pagan las mandas y penitencias, hasta culminar en una misa masiva en el mismo templo.

Por lo anterior y otros atractivos más que no se mencionan aquí, es posible afirmar que Querétaro es un estado que tiene mucho qué ofrecer al visitante que busca no sólo realizar turismo religioso, sino también de aventura, gastronómico y cultural.

Referencias:
http://www.queretaro.travel/
https://es.wikipedia.org/wiki/Misiones_franciscanas_de_la_Sierra_Gorda_de_Quer%C3%A9taro
http://www.eluniversal.com.mx/destinos-viajes/2015/sierra-madre-oriental-queretaro-biodiversidad-101849.html
http://www.de-paseo.com/feriasFestividades/Concheros.htm 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario